25 de julio de 2016

El que no quiere escuchar, según Osha

Natalia Tena como Osha en la serie Juego de Tronos. Fuente.

“El hombre que no quiere escuchar no puede oír”
OSHA

Si todos tuviésemos en cuenta frases como esta, escrita por George R.R. Martin para Juego de Tronos, el mundo sería otro, pero, a menudo, también podemos confiarnos en algo tan simple como no querer escuchar aquello que nos duela.

El mundo puede decir que paremos y nosotros trastabillamos sin querer hacer caso, porque confiamos que nuestra esperanza sea suficiente.

Pero, al final del camino, hay sombras peores que Caminantes Blancos. Solo hace falta esperar para descubrirlo. Y, a veces, ya es demasiado tarde. ¿Quién nos escuchará entonces?

2 comentarios:

  1. Es para pensarlo.
    Los Caminantes Blancos podrían ser una metáfora de algunos peligros, males del mundo, que hacen necesarios alianzas, el dejar de lado rivalidades, para afrontarlos. Pero no siempre se cuenta con un Jon Snow, al que no le fue nada fácil hacerse escuchar.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, bien puede ser una metáfora, aunque soy de los que no ve a los Caminantes Blancos como el mal primigenio. ¿Has leído Soy leyenda? Al final, los monstruos no son los que pensamos.

      Gracias por tu comentario, un saludo como siempre.

      Eliminar

¡Muchas gracias por tu comentario!

Los textos pertenecen a Carlos J. Eguren salvo cita expresa de los autores (frases de libros, comentarios de artistas...), siempre identificados en el post. El diseño de la imagen de portada pertenecen a Elsbeth Silsby.

Si deseas compartir un texto, ponte en contacto con nosotros para hablarlo. Si quieres citar un fragmento, incluye la autoría.

El propietario de este blog no se hace responsable de los comentarios o los contenidos alojados por terceros.

Plantilla: Impreza Blogger Template.

Cabecera realizada con vectores de Freepik.

Muchas gracias.

Con la tecnología de Blogger.