2 de enero de 2019

Crítica de "Black Mirror: Bandersnatch"


Fuente.
«Yo elegí no elegir la vida». Ese era el lema de Mark Renton en Trainspotting (Danny Boyle, 1996) y fue el canto de cisne perfecto para la generación de yonquis británicos de los ’90. ¿Cuál podría ser su equivalente hoy? Podríamos señalar que hoy un «me gusta» o un retuit puede ser tan adictivo como algunas drogas; al menos, Charlie Brooker, creador de la serie Black Mirror, nos lleva alertando de ello desde hace algunos años. Y ahora, lejos del no elegir de Renton, lo que se nos propone es creer que elegimos, aunque tengamos otros amos que toman las decisiones, porque, acaso, ¿qué es la libertad salvo una ilusión terrorífica?
Puede que muchos considerasen que los libros de "Elige tu propia aventura" habían muerto con la llegada de los videojuegos, pero el auge nostálgico de este subgénero ha hecho que hayan retornado a las librerías y dado nuevos pasos en los últimos años. A todos ellos se les hace un guiño con Bandersnatch, la película interactiva de Black Mirror con la que Charlie Brooker decide que no tiene poco con hundirnos en la miseria en cada capítulo, sino que ahora pretende que vivamos esa miseria. Fantástico.
Y, sin duda, estamos ante uno de los mayores aciertos de Netflix de los últimos años, porque, al igual que Grant Morrison nos dejó boquiabiertos con el «te veo» de Animal Man o Unamuno se ensoñaba con los enfrentamientos entre un personaje y su autor en Niebla, Bandersnatch alcanza unas cotas de ruptura de la cuarta pared que bien evocan a las mejores obras de la historia con un modo nuevo de entender el arte: vivirlo y experimentarlo hasta unos puntos interesantísimos. No es que Brooker quiera romper la cuarta pared, es que quiere romperte la cabeza. Más de lo usual.

He escrito sobre #Bandersnatch, el capítulo interactivo de Black Mirror.

Elige:
1. Leer. Pasa a A.
2. No leer. Pasa a B.

A. Es más que ver un episodio, experimentarlo.
B. Vuelve a 1, anda...

Podéis seguir leyendo la crítica en Moon Magazine.
Muchas gracias a su equipo por permitirme formar parte de él y a ustedes por leerme.
Nos vemos más allá de nuestro oscuro reflejo en el espejo negro.

2 comentarios:

  1. A mí el final "bueno" me parece que es el que termina con el remake de Bandersnatch, finales como los de la rama Netflix vienen a ser un chiste absurdo con el que te ríes un rato.
    No entiendo a la gente que piensa que Black Mirror critíca la tecnología, cuando lo que critíca es lo horrible que puede ser la gente con tecnología de por medio, incluyendo este capítulo; que por cierto, aquí no sólo tienes gente haciendo cosas horribles, sino que el espectador es un participante más por que vas tomando decisiones, es como si el capítulo nos dijese que nosotros también podemos ser monstruosos aunque sólo estemos viendo ficción, imagínate un juego en el que puedes masacrar gente y lo haces para divertirte, ¿qué dice eso de nosotros?

    No es el mejor capítulo de la serie, pero me parece muy bueno y tiene puntos muy interesantes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Será que soy partidario de la hipérbole y lo absurdo frente al drama humano...
      Sea como sea, sí, "Black Mirror" no va sobre criticar la tecnología, sino al ser humano. Creo que queda claro en mi reseña, pero bueno, estamos en una época donde a nadie le gusta nada y se busca destripar a Brooker como sea.
      Y sí, creo que tu pregunta es parte de la moraleja de la película.
      Estamos, creo, de acuerdo. Más de lo que parece.
      Gracias por el comentario.

      Eliminar

Puedes comentar mediante nick, anónimamente o con tu cuenta de correo o similar. No almacenamos ninguna información.

¡Muchas gracias por tu comentario!

Los textos pertenecen a Carlos J. Eguren salvo cita expresa de los autores (frases de libros, comentarios de artistas...), siempre identificados en el post. El diseño de la imagen de portada pertenecen a Elsbeth Silsby.

Si deseas compartir un texto, ponte en contacto con nosotros para hablarlo. Si quieres citar un fragmento, incluye la autoría.

Plantilla: Impreza Blogger Template.

Cabecera realizada con vectores de Freepik.

Muchas gracias.

El propietario de este blog no se hace responsable de los comentarios o los contenidos alojados por terceros.

No se recopilan datos de los usuarios. En el formulario de contacto y Newsletter se pide el correo electrónico del usuario solo como forma útil de enviarles una respuesta o el e-mail. Para darse de baja, escriba a elantrodelosvampiros@gmail.com.

Con la tecnología de Blogger.