13 de enero de 2017

Los mundos pequeños, según Coraline


Gif de la película en la que se adaptó la genial obra de Neil Gaiman. Y sí, Wybourne no existe en la novela, pero... Fuente.

“—Entonces, este es un mundo pequeño —apuntó Coraline. 
—Para ella es suficiente —afirmó el gato—. Las telarañas simplemente deben tener el tamaño adecuado para atrapar a las moscas”.

Esta frase me recuerda a uno de esos memes de "lee/ve/escucha X, será divertido" y luego te das cuenta de que no todo es digno del País de la Piruleta. Ves Doctor Who y acabas deprimido cuando se va un companion. Escuchas música clásica y te acaban dando ganas de invadir Polonia (sí, esto se lo robé a Woody Allen). Lees Coraline y pronto te percatas de que la grandeza de los buenos cuentos o libros infantiles está en que no tratan a los críos como idiotas, sino en que pueden ser tan serios y reflexivos (o más) que muchas obras adultas. Y eso... ¿para qué me voy a mentir?... Eso es genial.

Me leí Coraline la semana pasada (no me resistió ni un día y mi idea es hablaros muy pronto de él en un comentario) y me encantó encontrarme con diálogos tan geniales como este, entre Coraline y el gato... Felino que, por cierto, se ha convertido en uno de mis favoritos de la literatura, incluso por encima de ese bromista al que pocas veces le encontré la gracia de Cheshire (en serio, alguien que se ríe tanto debe estar tramando algo).

Hay personas que, a veces, deciden transformar su mundo en una telaraña. Creo que cualquiera que se niega a salir de su zona de confort, de su cuarto, ha caído ya en su propia telaraña. La red (ja, concepto anticuado) no deja de ser una telaraña inspirada. Y la sociedad no deja de ser otra. Quizás, lo que importa al final, es lo mucho que luches para que esa araña de la que hablaba The Cure en Lullaby no acabe yendo a por ti.

Y si me centro en la novela, la telaraña no deja de ser el mundo ficticio creado por la otra madre para capturar el alma de Coraline. Y en esa idea, hay cierta poesía sobre nuestras vidas que no puedo dejar escapar. Por eso, me gusta leer. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por tu comentario!

Los textos pertenecen a Carlos J. Eguren salvo cita expresa de los autores (frases de libros, comentarios de artistas...), siempre identificados en el post. El diseño de la imagen de portada pertenecen a Elsbeth Silsby.

Si deseas compartir un texto, ponte en contacto con nosotros para hablarlo. Si quieres citar un fragmento, incluye la autoría.

El propietario de este blog no se hace responsable de los comentarios o los contenidos alojados por terceros.

Plantilla: Impreza Blogger Template.

Cabecera realizada con vectores de Freepik.

Muchas gracias.

Con la tecnología de Blogger.