jueves, 8 de septiembre de 2016

El apocalipsis de la gripe A o el Capitán Trotamundos

Ilustración del cómic de Marvel que adapta la novela Apocalipsis (The Stand) de Stephen King. En esta imagen, la sombra se cierne sobre los sueños de uno de los protagonistas. Y el miedo nace de algo llamado gripe A que no nos fue ajeno. Fuente.
He sacado la reciente conclusión de que leer Apocalipsis (The Stand) teniendo la gripe debe ser toda una experiencia. No sé si buena o mala, pero una experiencia. Es más, no sé si esperar a que me pille una gripe para seguir leyéndolo (nada, sé que no voy a resistir y voy a seguir con él, pero…).

Si no sabéis de lo que trata, Apocalipsis (The Stand) va sobre una epidemia llamada el Capitán Trotamundos que liquida a más del 90% de la humanidad y que conduce a que los supervivientes deban enfrentarse en dos grupos, uno que desea reconstruir el mundo y otro que desea destruirlo. Es una de las novelas más aclamadas de Stephen King, junto a It (Eso), y la he pillado antes de que la fiebre lectora que estoy viviendo, se esfume (sí, por mucho que vaya de juntaletras, leo bastante lento, pero en las últimas semanas me he terminado Eso, Los ojos del dragón, Nos4a2 y un poemario de una escritora canaria). Y me gusta lo suficiente como para dedicarle una de estas entradas que es una unión de pensamientos vanos sobre una ascua.

Lo confieso: no me extrañaría el hecho de que me pase los próximos meses acosándoos con frases, momentos o pensamientos sobre esta novela (ya me conocéis), pero, por ahora, siento casi un escalofrío en leer sobre esa epidemia de gripe que también se llama en algunos puntos de la obra como supergripe A. No creo ser el único que se acuerda de aquel 2009 en que todo el mundo vivió con miedo una gripe de verano llamada gripe A. ¿Os acordáis de esos mensajes de epidemia? ¿Recordáis aquellos anuncios que pedían que la gente se limpiase las manos y fuese al médico al primer síntoma? ¿Os acordáis de la compra masiva de vacunas? Imagino que, por aquel entonces, los que leyeron la obra de King (se publicó a finales de los ’70 y con añadidos en 1990) tuvieron que pasarlo francamente bien en esos días en los que todo el mundo vivió atemorizado por un virus que, a la larga, demostró ser más un vendevacunas indiscriminado que otra cosa.

Pese a todo, imaginamos que tendríamos que vivir con cierto alivio sabiendo que esa gripe A de nuestro mundo no fue como la gripe A del mundo de Apocalipsis. Aunque siempre está el que desea que se produzca el fin del mundo para demostrar de lo que está hecho (je) o acabar con este sufrimiento; digamos que hay gente que ve las películas de zombis como manuales de supervivencia y se olvida de lo agradable que, a veces, hace la ficción esos mundos. No obstante, esa edulcoración heroica no se lee en Apocalipsis. Es escalofriante como Stephen King va colocando las piezas sobre esa epidemia que arrasa con el mundo y demuestra lo mismo que en 2008 demostraría el Jóker de Christopher Nolan: que nuestra «poderosa» civilización tiene unos pilares bastante endebles y que, basta con tocarlos un poco, para tirarlo todo abajo. Boom. Creemos que estamos en la cumbre y no nos damos cuenta de lo fácil que es venirse abajo, detrás del velo de la falsa moral y la verdad de lo que realmente somos.

Pero ahora, mejor que lo pienso, leer Apocalipsis sin gripe está mejor. No vaya a ser que no pueda alejar esos pensamientos que me devuelven a una triste realidad donde el hombre es un lobo para el hombre y donde algo menos que la gripe A, de por sí, ya podría destruirnos con solo mover sus sombríos dedos sobre nosotros. Flagg espera.


4 comentarios:

  1. Recuerdo que tuvo una miniserie, que emitió un canal de aire. Y que dejó de emitir caprichosamente, una falta de respecto para los espectadores.
    Recuerdo que la epidemia se desataba por un guardia de seguridad, que escapaba de un laboratorio, con su familia. Y que se trataba de una epidemia creada para que se confundiera con la gripe y tuviera resultados letales.
    Algo de lo que se sospechó que hubiese sido la gripe A. Que hizo que se comprara alcohol en gel en cantidad.
    Un detalle inquietante o curioso es que pareció que alguien lo había predicho.
    El año anterior a la epidemia, el grupo Massacre había lanzado el disco Mamut, que contenía un tema llamado...Epidemia. Que no tuvo video oficial. ¿Casualidad o misterios de la inspiración?

    https://www.youtube.com/watch?v=Ua4R-W2xtHM

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, sin duda, parece que King supo predecir algunos acontecimientos o algún seguidor de King estuvo tras el seguimiento de aquella "epidemia". La verdad es que el arte y la vida se influyen mutuamente.

      No he visto aún la miniserie porque estoy con el libro, pero me temo que perderá el gusto King que tanto me agrada. De todos modos, seguramente le daré una oportunidad.

      En cuanto a la conspiración... Vivimos en un mundo de ellas, en un mundo de ficción diseñado por otros, ¿por qué no elegir vivir en el propio?

      Un saludo y gracias por el comentario.

      Eliminar
  2. Lo de la gripe A (la "real") fue de traca. Gobiernos y farmacéuticas conchabados para hacer negocio a costa del miedo atávico del contribuyente. Los gobiernos electos del mundo al servicio de las grandes corporaciones, haciéndoles de pantalla, pero mas descaradamente imposible. De vergüenza, como toda nuestra sociedad actual...

    Sobre The Stand... Confieso no haber leído el libro, aunque si he leído mucho sobre el (toma paradoja) y he visto la miniserie incontables veces.

    Hay enormes personajes en esa historia. Y si dejamos de lado el aspecto mas "mítico" por así decirlo (el eterno enfrentamiento entre las fuerzas encarnadas del BIEN y del MAL) estamos tan, pero tan cerca de ese mundo...

    En cualquier momento, alguien podría estornudar en el otro lado del mundo. Y chas! En cuestión de semanas... A la mierda la "Humanidad". O al menos su cochina sociedad... Te acuerdas del aún mas reciente "brote zombi" causado por el uso de unas sales de baño como droga? Anecdótico... Pero quien sabe, el fin... No, EL FIN, suele comenzar con algo anecdótico. Un fallo humano, un descuido...

    La piel de la "civilización" es muy fina...

    Como dijo Robert E. Howard: "Rómpela y encontrarás al animal, gruñendo y con las manos teñidas de rojo"


    Un saludo, Carlos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El tema de la gripe A recuerdo que fue una pequeña locura. Coincidió con el tiempo en que acabé la PAU, empecé la Universidad, Periodismo... Y recuerdo toda esa histeria. Incluso le tocó a una persona cercana y recuerdo que el médico nos comentó que tampoco era para tanto... Y tuvo razón. No obstante, gobiernos que se alían con macrocorporaciones... Tampoco es nuevo... Por desgracia.

      No he visto la miniserie (estoy esperando a terminarme el libro para ello), pero si te gusta como parece, te recomiendo que leas la novela. Se lee rápido y tiene grandísimos momentos. Toda la primera parte, que narra la caída de la civilización, es muy similar a lo que comentas: a lo parecido que es a nuestro mundo.

      No conocía el tema de las sales de baño, pero he estado leyendo y, vaya, no es un mal punto de partida para una novela apocalíptica. Al fin y al cabo, como bien dices, nuestra humanidad se va por la alcantarilla demasiado rápido y tienes razón con la frase de Howard. También lo decía el Jóker de Nolan, que la gente maquinaba, creaba planes y una falsa ilusión de seguridad, pero les quitabas algo y se volvían locos y todo se iba por la alcantarilla. Tenía razón.

      Gracias por el comentario, compañero.

      Eliminar

¡Muchas gracias por tu comentario!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...