Seguidores

lunes, 2 de julio de 2012

Una curiosidad sobre la nueva historia...



No tengo gran cosa que decir sobre la novela. Roza las cien páginas y la última semana estuvo parada porque me puse a documentarme (es decir, ¡leer muchos cómics!), pero me di cuenta de una cosa que la pondré casi como curiosidad (para cumplir con mi palabra de hablar de la nueva historia cada lunes).
El otro día, charlando con Els, me di cuenta de que en todos los ordenadores que he tenido, he terminado alguna historia.
En los dos primeros, que antes fueron de mi hermano y que eran de la edad de piedra, con 12 o 13 años, hice mi primera novela (perdida gracias a un virus). En el segundo, recuerdo que terminé otra. Unas dos. Para mí, un milagro.
En el primer portátil, creo que terminé una historia de tres partes, dos novelas y un guion. Creo que ese ordenador me trajo suerte… Menos cuando no lo cogí y cayó al suelo. Siguió funcionando, pero tenías que soplarle para que fuera el ventilador.

En el segundo, terminé, creo, que dos historias, aunque ahora mismo no estoy muy seguro de ello. Una por lo menos. Algo es algo. Se murió pronto.
En el tercero, el que tengo ahora y compré yo en diciembre (los otros dos fueron regalo de mi hermana, ¡gracias!), no he terminado ninguna gran novela, por tanto la actual tiene un desafío que conseguir.
Que los dioses binarios permitan que funcione hasta el final y que mi cabeza me dé una historia lo suficientemente buena como para que la termine.
¡Esto ya es algo personal!
P.D.: ¿Y por qué siempre quedará más molón pensar que escribimos a máquina?

4 comentarios:

  1. Estamos perdiendo las viejas costumbres. Coja tablilla de barro y una caña bien cortada,o si no, coja piedra y cincel...tanta modernidad...
    Saludos de Señora Anónima Mortal.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Señora

      Es que a mí la escritura cuneiforme no me llama sobremanera, llámame rebelde. No sé yo.

      Muchas gracias por su comentario, Señora Anónima Mortal, espero verla pronto por aquí jeje

      Eliminar
  2. Interesantísima historia ordenatil y de tu vida. Yo todavía sigo esperando un ordenata que pueda decir que es mio realmente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, superñoño

      Yo no sé cómo tuve tanta suerte, no soy de esa gente que le caen las cosas como regalaron. Quizás eso explique que los de mesa fueran un poco chungos xD

      Al menos, mientras tenga Word jaja

      Gracias por tu comentario, un saludo.

      Eliminar

¡Muchas gracias por tu comentario, la sangre del Antro!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...