viernes, 12 de noviembre de 2010

Relato: Carta de suicidio

“Carta de suicidio: Las famosas últimas palabras”.
En el día que sea del mes que no recuerdo del año que no me importa
Querido/a quien seas:
Sólo hay una salida cuando tu vida se va a la mierda. ¿Cuál es? Si nada de lo que haces tiene un sentido, si todo es un asco, si sientes que estas malgastando tu tiempo, lo que tienes que hacer es fácil. La respuesta es… evidente. Llega hasta el final de esta nota, por favor.

N


Me he pasado casi un año sin salir de mi casa.
Me he pasado casi un año llorando sin lágrimas.
Me he pasado casi un año haciendo de la vida de mucha gente un infierno inevitable.
Me ha pasado casi un año sin salir de mi casa… hasta ahora… He tomado una decisión…

N

Si te pasa todo eso, sólo hay una salida: ir hacia el abismo.
Si te pasa todo eso, sólo hay una salida: rezar porque lo que tenga que pasarte, sea rápido.
Si te pasa todo eso, sólo hay una salida: respirar lo que puedas.

N

El mundo no tiene nada que te haga seguir adelante.
La gente a la que querías ya no te quiere.
Te has hundido en tu propia miseria… De repente, te detienes y te das cuenta de todas las cosas que has perdido: amigos, novias, momentos, amaneceres, sonrisas, besos, saludos, viajes, música…

N

Si tu mejor amigo…
—Somos colegas, hasta el fin, tío.
… decide convertirse en tu peor enemigo…
—Siempre fuiste alguien que no tuviste que existir.
Si todos aquellos buenos momentos…
— ¿Vamos a la tienda de discos? Tienen un par de joyas en vinilo.
… se convierten en una espina…
—Me da igual los putos discos, ahora me gusta otro tipo de música. ¿Elvis contra Lady Gaga? Tío, estás loco. Siempre pensé que eras un gilipollas.
Si de pronto las buenas palabras…
—Muchas gracias por estar ahí en los peores momentos. Tío, estuve a punto de convertirme en un maldito delincuente. Menos mal que me enseñaste algo de música y junto a la peña me salvaste. Me ayudaste a abrir los ojos.
… se transforman en puñaladas…
—No recuerdo que fuese mejor ser tu amigo que ser un delincuente. Nunca fuisteis mi amigo, sólo queríais manipularme… Ésa es la única verdad. Me habéis jodido, menos mal que ahora he abierto los ojos de verdad.
Recuerdo cuando tuve un mejor amigo y, mientras vagamos por las calles solitarias hacia la tienda de discos, me decía eso de que éramos colegas hasta el fin. Le creí, ¿por qué no? Envejeceríamos y seguiríamos recordando tantas gilipolleces que hicimos juntos. Era un buen plan.
También me acuerdo del momento en que decidió dejar de ser mi amigo. Fue justamente en el instante en que le dijeron que no confiase en una persona tan radical, con tendencias tan autodestructivas. En el fondo fue algo así como, cuando se corte las venas que su sangre no te salpique.

Si te pasa todo eso, sólo hay una salida: ir hacia el abismo.
N

Si la chica que te gustaba…
— ¿Nunca te he dicho lo encantador que eres, chico?
… decide convertirse en una chica que no deseas cerca de ti…
—Nunca pudo gustarme una persona como tú. Nunca he tenido mal gusto.
Si todos los momentos llenos de dulzura…
— ¿Puedes hacer que yo sonría para siempre?
… se convierten en instantes plagados de pesadumbre…
—Siempre fuiste un imbécil, ¿por qué entonces iba a dejar de reírme de ti? ¿Tus amigos? Ya no tienes ningún amigo, básicamente porque los has perdido. Tú queriendo ser el alma de todos, sólo te has convertido en algo a lo que dar una buena patada.
Si de pronto los halagos…
—Me gustaría despertarme contigo siempre. Me gustaría que lo primero que viera fueran tus ojos. Me gustaría que cada mañana me pudiera fundir contigo en un beso. Me gustaría estar siempre contigo.
… se convierten en insultos…
— ¿Por qué no puedes dejar que el resto piense algo de mí? ¿Por qué no puedes dejar que los demás me vean? ¿Son celos? ¿Sólo por tontear? Nunca he sido tuya, nunca te he prometido nada, nunca he querido nada de ti… ¿Por qué quieres todo de mí?
Recuerdo cuando tuve a una chica guapa a mi lado y yo reía mientras me sonreía, notando su respiración agitada junto a la mía. Fue la primera vez que dijeron de mí que era encantador y no lo acompañaron del complemento “de serpientes”. No podía creerme que pudiera decírselo a todos.
También me acuerdo de alejarme antes de que el dolor por su pérdida me reventase, ella se lo tomó como un agravio. No sé si llegaba a entender que no quería que sufriera ni ella ni yo, que simplemente quería hacer como si no nos hubiéramos existido. Así pase de ser encantador a cerdo.
Si te pasa todo eso, sólo hay una salida: rezar porque lo que tenga que pasarte, sea rápido.

N

Si tu grupo de amigos…
—En el fondo, no está mal soportarte, tío… ¡Es broma!
… decide convertirse en alguien que te destripe, tras o delante de ti…
—Eres tan ridículo. ¿Por qué te crees mejor que nosotros?
Si todos esos instantes felices…
— ¿A quién demonios se le ha ocurrido traer globos de agua? ¿Eso es una pistola de agua?
… se convierten en minutos que te harían llorar una eternidad…
— ¿Cómo quieres que las cosas vuelvan a ser como antes? Eso es imposible. Sabemos cómo eres, sabemos lo que has hecho. ¿Cómo quieres que te perdonemos?
Si de pronto los ánimos…
—Venga, mucho ánimo. Siempre hemos pensado que deberías contar algo más de ti y de todos esos problemas que tienen, pero lo respetamos. Somos tus amigos, ¿sabes? Vamos a estar ahí hasta el final.
… se transforman en golpes que te hundirían bajo tierra…
—No cuentes con nosotros nunca más. Será como si no existiéramos. Tanta tontería… tanta idiotez, tanto silencio incomprensible, tanta basura… Por favor, vete. Te olvidaremos… No, no, espera… Ya te hemos olvidado.
Recuerdo cuando tuve una pandilla de amigos con los que hundirme en una tienda de discos o poder tomar unas copichuelas, a la vez que compartíamos nuestras odiosas vidas, inundadas de problemas, sueños rotos y estupideces varias. Éramos infames aguafiestas y nos adorábamos fuertemente.
También me acuerdo, curiosamente, cuando ese grupo se fue alejando. Nunca fui bueno del todo con ellos. Realmente, mis tendencias autodestructivas sólo eran buenas para gente que también las tenía. De pronto, pase de ser simpáticamente insoportable a ridículo. Todo eso cambió.
Si te pasa todo eso, sólo hay una salida: respirar lo que puedas.

N

Jamás olvidaré hablar con mi mejor amigo de discos en aquella atiborrada tienda y hacernos amigos del propietario, con quien podías hablar de cualquier disco hecho jamás.
Nunca podré olvidar cómo mi mejor amigo dejó de gustarle los vinilos y considero a los de aquella tienda unos estafadores por el precio de las joyas de vinilo.
Jamás olvidaré cuando ella flirteaba conmigo, regalándote ese tipo de sonrisas que te convierten en el tipo más afortunado del mundo.
Nunca podré olvidar como esas sonrisas se transformaron en rabia cuando quise alejarme de todo y de todos.
Jamás olvidaré que tuve a un grupo de amigos con los que pasar el verano tirando globos de agua y tomarnos algo mientras hablamos de música.
Nunca podré olvidar como esas personas se alejaron cuando intenté acercarme de nuevo a ellos y me espanté de todo lo que había cambiado.
Me hace tener sueños cada instante que perdimos sabiendo que nos habíamos salvado.
Me hace tener pesadillas cada instante que perdimos.
Me hace tener sueños los momentos en que ella era lo que yo soñaba que era.
Me hace tener pesadillas los momentos en que descubrí que sólo soñaba.
Me hace tener sueños en los que sonrío cuando sonreía con vosotros.
Me hace tener pesadillas saber que no podré sonreír de nuevo con todos vosotros.

N

El mundo no tiene nada que te haga seguir adelante… Porque no has mirado demasiado bien.
La gente a la que querías ya no te quiere… Quiere entonces a todos, alguien ahí fuera te quiere.
Te has hundido en tu propia miseria… Pero tú puedes salir de ella y darte cuenta de todas esas cosas que no quieres perder: amigos, novias, momentos, amaneceres, sonrisas, besos, saludos, viajes, música…

N

Si te pasa todo eso, sólo hay una salida: ir hacia el abismo.
Si te pasa todo eso, sólo hay una salida: rezar porque lo que tenga que pasarte, sea rápido.
Si te pasa todo eso, sólo hay una salida: respirar lo que puedas.

N

Me he pasado casi un año sin salir de mi casa.
Me he pasado casi un año llorando sin lágrimas.
Me he pasado casi un año haciendo de la vida de mucha gente un infierno inevitable.
Me ha pasado casi un año sin salir de mi casa… hasta ahora… He tomado una decisión…
Vivir, porque morir es muy fácil, llorar es innato y sonreír es lo verdaderamente complicado. Por eso, decido seguir viviendo, hasta el final.

N

Sólo hay una salida cuando tu vida se va a la mierda. ¿Cuál es? Si nada de lo que haces tiene un sentido, si todo es un asco, si sientes que estas malgastando tu tiempo, lo que tienes que hacer es fácil. La respuesta es… evidente: no tener miedo a seguir viviendo. Hazlo tú también, por favor.
Suicida a esa parte de ti mismo que no lo quiera.
Hasta pronto,
Alguien que te quiere.

18 comentarios:

  1. HOla... Nunca habia comentado aqui, aunque llevo bastante tiempo leyendo tu blog cada día...
    Gracias por escribir como lo haces, gracias por hacerme decubrir libros que de otra manera no hubiese encontrado y muchísimas GRACIAS POR ESTA ENTRADA ^^

    ResponderEliminar
  2. :)

    La verdad es que su texto es muy bonito y conmovedor. Aunque no se lo crea esas palabras se las he dicho muchas veces a una amiga que tengo, y aunque muchas de estas veces me dan ganas de ser yo quien la empuje por la ventana y decirle "ea, ahora planea y deja de llorar" no lo he hecho, supongo que será porque para algo están los amigos.

    Hay días en los que la vida no cuenta con mucho sentido pero no por eso tienes que dejarte morir de pena. Esa es la solución fácil, sin mérito alguno, la gente te recordará como el que no luchó y pasarás a pertecer a esa parte de gente que nadie recuerda. Supongo que salir de estas situaciones no es fácil pero hay que hacerlo, pero bueno, cada uno que haga lo que crea conveniente, no sé, es un tema complicado para hablar...

    Así que nada, le doy la enhorabuena por haber escrito esto tan bien y de una forma tan peculiar y con un final bonito.
    Besos de la Señora Anónima Mortal y no se le ocurra ver si puede planear a menos que cuente con una Nimbus 2000
    :)

    ResponderEliminar
  3. Gracias por todo esto. Ahora mismo estoy pasando por algo parecido y la verdad es que tengo muchas ganas de morirme, pero tengo fe, esperanza y encima con este texto me has dado mas esperanza de que puedo ser feliz

    Gracias, siempre sigo tu blog ;)

    ResponderEliminar
  4. Hey!
    Gracias por tu comentario, Anónimo. Me ha dado muchísimas ganas para seguir adelante con el blog y seguir escribiendo. Muchísimas gracias por este comentario, por tu tiempo y por soportarme por estos sitios. Me alegro de que te haya gustado esta entrada y espero que le guste y pueda ayudar a mucha gente.
    Muchas gracias.
    =)

    ResponderEliminar
  5. =)

    Saludos, Señora Anónima Mortal!

    Me siento bien al saber que el texto le ha parecido bonito y conmovedor. Como usted ha dicho, es hora de ir dejando el tema de la muerte y creo que con este texto se podía cerrar y abrir otros tantos temas, partiendo de la idea de nunca, nunca darse por vencido. Cueste lo que cueste.

    Espero que algún día su amiga le haga caso y recupere todo el ánimo y el tiempo perdido siendo muy feliz, por lo que no tenga que tirarse por ahí a planear o hacer cosas así de molonas.

    Considero que es un tema difícil, sí, pero creo que es bueno tratarlo alguna vez. Creo que si alguien que pase una mala época lee esto, seguramente puede que le ayude mucho, comprender que sólo es una época y todo puede cambiar si esa persona lo intenta, sin dejarse caer o cayendo y levantándose incesantemente.

    Muchísimas gracias por su comentario, por todo lo que ha dicho, por los halagos hacia mi trabajo y por pasarse por aquí y, como no, aguantarme.

    Hasta muy pronto, Señora Anónima Mortal :)

    PD: Yo tengo una Saeta de Fuego =)

    ResponderEliminar
  6. Anónimo, muchas gracias a ti por pasarte por este blog y por seguir adelante. Espero que el texto te haya funcionado. Sigue luchando todo lo que puedas, nunca te rindas, volverás a ser feliz, seguro. Mucho ánimo y como diría un grupo de música que me encanta: "Alguien ahí fuera te quiere". =)

    Mucho ánimo y muchas gracias a ti =)

    ResponderEliminar
  7. Vaya, llevo poco leyendo tu blog y sinceraemnte me parece interesante en especila este relato, logre sentirme identificada ya que en esos momentos es necesario aniquilar el cancer que carcome tus esperanzas... Bravo ! lograste conmoverme

    ResponderEliminar
  8. Muchísimas gracias por tu comentario, Anónimo.

    Me alegro de que te esté gustando el blog y la entrada haya conseguido conmoverte. Sólo decirte que espero que siempre sigas adelante, nunca te detengas y seas todo lo feliz que te mereces.

    =)

    ResponderEliminar
  9. Gracias, de verdad gracias por esto.
    Me ha hecho dejar aun lado ese mal pasado, del que me sentía arrastrada.
    Ser feliz y hacer que nada me detenga.
    Un Saludo

    ResponderEliminar
  10. Gracias a ti Mara, no sólo por el comentario, sino sobre todo por tus palabras. Me alegro de que este texto le haya gustado a tanta gente.

    Espero que ese pasado se quede muy lejos y sigas siempre adelante, que las cosas siempre terminan arreglándose aunque no sepamos muy bien cómo.

    Muchas gracias =)

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  11. me gusto... sabes? estoy a punto de suicidarme... y leerla mas bien me motivo... literatura del castillo de Lawrence... me gusta como escribes... es triste saber que quiza lo ultimo que se sepa de mi sea este comment. atentamente la vampiresa Lawrence

    ResponderEliminar
  12. Hola, Lawrence

    Creo que no lo has entendido. Este relato no va sobre suicidarse, sobre pensar que lo mejor que podamos hacer es morir. No, no va de eso. Va sobre seguir viviendo, de no quedarte llorando en una esquina, de luchar por seguir viviendo porque ahí muchísimas cosas que valen la pena, porque hay cosas que hacen que vivir cada día sea algo valioso.

    No voy a soltar ahora un sermón ni ningún discurso, sólo espero que entiendas que las cosas merecen la pena aunque a veces no lo parezcan y que lo importante, como dice la canción que acompaña este post es "no tengo miedo a seguir viviendo".

    Lawrence, mucha suerte y mucho ánimo. Cuídate y vive.

    ResponderEliminar
  13. me aburría y di con tu blog, por alguna razon lei el titulo y pensé en Cobain. Me gusto mucho.
    La ultima vez que me hundí termine durmiendo debajo de mi cama, con lo desordenada que soy desperté llena de mierda.
    Ese día prometí que no volvería a dejar que la pena me ganara, no quiero despertarme una mañana y descubrir que estoy durmiendo debajo de mi cama.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  14. Hola, Navicore

    Me alegro mucho de que hayas encontrado el blog y te haya servido para pasar el rato. =)

    Creo que lo importante es eso, no dejarse caer en momentos tan duros, intentar siempre seguir luchando, porque no hay que tener miedo a vivir. Mucho ánimo y mucha suerte.

    Muchísimas gracias por tu comentario, hasta la próxima visita. ^^

    ResponderEliminar
  15. por k estoyy akii ¡¡ no lose,sinplementee nacii y sigoo con lo k pasa,si vine asufrir k mall por k no he tenydoo momentos fesicess solo unos pokitos k no alcansan a tapar mi dolor ..asi como seguir, mefalta algo,me falta k me kieran,,me falta carillo de mi padre ,solo vine para ser la aveja negraa de mi familia, y eso k me preocupo por todos ...ppero kien se preocupa por mi..me kiere mas un amigo (a) k mi familia..chalee me kieroo morirr....... jose flores acosta mi estado mortal

    ResponderEliminar
  16. Hola, José

    ¿Has leído el relato? Porque si lo has leído, entenderás que esto no va sobre estar triste y llorando por las esquinas. No, esto va de seguir viviendo y luchando, porque la vida es algo maravilloso, aunque no lo creas.

    Ahí fuera seguro que hay alguien que te quiere y eso es lo importante.

    Huye del dolor y busca a gente que te quiera, aprende a vivir.

    ¿Por qué naciste? Para estar vivo, para estar aquí, para luchar y nunca parar. Esa es la verdad.

    Mucha suerte y ánimo. Siempre hay algo por lo que vivir.

    ResponderEliminar
  17. Esto me hizo reflexionar mucho... Simplemente...PERFECTO.
    I AM NOT AFRAID TO KEEP ON LIVING
    I AM NOT AFRAID TO WALK THIS WORLD ALONE!! Famous Last Words mas el relato, es una combinacion magnífica.

    ResponderEliminar
  18. Hola, Alice

    Me gusta que te gustase el relato. En él, pretendía "suicidar" una parte de mi vida, dejar todo lo malo atrás, y ser más optimista.

    Considero que la música de "My Chemical Romance" es eso: luchar por lo bueno, aquello que ansias, y esas frases lo consiguen muy bien.

    Me alegro, como he dicho, de que te haya gustado, sinceramente, y hayas entendido el mensaje. =) Muchísimas gracias por tu comentario, hasta la próxima visita =D

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por tu comentario!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...